10 julio, 2008

Galería Mundo



Hace un par de semanas fui a ver que tenían en La Galería Mundo. Nada muy especial. Unas fotografías de grano explotado, trabajadas al límite en photoshop y completadas por leves capas de pintura al óleo. Imágenes urbanas, objetos cotidianos y encuadres de cuerpos, todo, intervenido con unas figuras iconogáficas repetitivas y que simbolizan la alienación de la sociedad actual, o algo así. Enfin, un mamarracho digital que hace que el discurso se vuelva demasiado obvio. Lo mejor fue sin duda la apropiación de la escultura de Bachué que conservaron de la exposición pasada, y que el artista (a mi modo de ver más un 'hobbista' que un profesional) logró adornar de forma medianamente adecuada.

Aquel día hizo un sol de verano que junto a la fuente de detrás de la Galería, en plenas torres del parque, me hicieron sentir en otra ciudad, en otro momento, en otra posible vida.

Mañana Jueves 10 de Julio inauguran, para celebrar su aniversario, una interesante muestra de arte joven: Historias intímas. Me muero por criticar.

0 Comentarios:

Publicar un comentario

Suscribirse a Comentarios de la entrada [Atom]

Vínculos a esta publicación:

Crear un vínculo

<< Página Principal